AGENCIAS. En un duelo de feroces defensivas y que tuvo un final de alarido, las Águilas de Filadelfia derrotaron por 16-15 a los Osos de Chicago en el Soldier Field, y avanzaron a la ronda divisional de la Conferencia Nacional (NFL) en la que visitarán a los Santos de Nueva Orleans.

Muy caro le costó a Chicago darle el pase a Filadelfia en la semana 17 de la NFL, ya que los actuales campeones ahora eliminaron a los Osos en la ronda de comodines, ya que su pateador, Cody Parkey, falló un gol de campo de 43 yardas que pegó en dos postes y se salió, lo que decretó la victoria de las Águilas.

En el primer cuarto, Jake Elliott puso en ventaja a los visitantes con gol de campo de 43 yardas para el 3-0, pero en el segundo cuarto Parkey empató y dio la ventaja al cuadro local con dos intentos de 36 y 29 yardas que le dieron la vuelta al marcador 6-3.

En el tercer cuarto, vino el primer touchdown del partido en pase de 10 yardas de Nick Foles para Dallas Goedert, que puso adelante a Filadelfia 10-6 y Chicago respondió con el tercer gol de campo de Parkey de 34 yardas que acercó a los Osos 10-9.

No obstante, en la parte final del último periodo, las Águilas volvieron con un ataque de 12 jugadas para avanzar 60 yardas y que culminó con anotación en pase de Foles a Golden Tate de dos yardas que puso 16-15 la pizarra, ya que Filadelfia tampoco logró la conversión de dos puntos.

Tras una serie ofensiva que recorrió 80 yardas en seis jugadas y consumió 2:56 minutos, un envío a las diagonales de Mitchell Trubisky para Allen Robinson, de 22 yardas, forzó una nueva voltereta, pues pese a que los Osos fallaron la conversión se pusieron arriba 15-10.

Con menos de un minuto por jugar, Chicago regresó a la yarda 26 de territorio enemigo bajo el mando de Trubisky, desde donde Parkey, el segundo pateador con más errores en la NFL con 10 intentos fallados en esta temporada, no pudo acertar y dejó eliminados a los Osos en la serie de comodines.