AGENCIAS. Las acciones de la firma automovilística francesa Renault se desplomaron hoy en la Bolsa de París, luego de conocerse la noticia de la detención en Japón de su presidente, el franco-brasileño Carlos Ghosn, por presunto fraude fiscal.

En algunos momentos de la jornada, las acciones cayeron más de un diez por ciento en la Bolsa de París por el arresto de Ghosn, empresario de doble nacionalidad, francesa y brasileña de 64 años de edad.

La caída se produjo luego de que el diario japonés Asahi Shimbun publicara que Ghosn, quien también es presidente de las fabricantes automovilísticas japonesas Nissan y Mitsubishi, fue detenido por sospechas de que ocultó una parte de su salario al fisco japonés.

La información fue confirmada por la dirección de Nissan cuyo consejo de administración estudia ya, según fuentes de la empresa, la destitución de Ghosn como su presidente.

De acuerdo a una investigación interna de Nissan, su presidente habría declarado “durante numerosos años ingresos inferiores al monto real” que recibió y habría usado bienes de la empresa para fines personales, según un comunicado de la empresa japonesa.