AGENCIAS. Mientras la indignación continúa incrementándose por la separación de familias en la frontera, frente al centro de procesamiento de ICE en la ciudad fronteriza de McAllen, Texas, residentes y aliados protestaron por la separación de familias.

Los senadores demócratas Chris Val Hollen de Maryland y Jeff Merkley de Oregón, llegaron hasta esta ciudad el pasado domingo para visitar el centro de procesamiento, donde se lleva a cabo el mayor número de casos de separación de padres inmigrantes indocumentados detenidos por agentes de la Patrulla Fronteriza (CBP) en la nación bajo la política “cero tolerancia” implementada por la administración Trump.

Bajo la política cero tolerancia alrededor de 1 mil 174 niños han sido separados de sus padres tan solo en este sector, de acuerdo a datos proporcionados por Manuel Padilla, Jefe de la Patrulla Fronteriza Sector Valle del Río Grande, durante una conferencia de prensa realizada ayer domingo por la mañana. Padilla dijo que 711 de esos niño fueron transferidos la custodia del HHS, 463 se reunieron con sus familias en las instalaciones del RGV.

“Estamos aquí para demandar el fin de la política cero tolerancia, una política deliberada e inhumana “, dijo el Senador Van Hollen.

“Visitamos el centro de procesamiento de ICE en McAllen, donde cientos de niños han sido separados de sus padres. Esta política no es acerca de la seguridad fronteriza, esta separación de familias debe terminar”.

  • CRISIS

Este es un momento en el que debemos aparecer y demandar el fin de esta política cruel, señalaron durante la protesta celebrada ayer frente a un centro de detención

  • VIGILIA

Residentes y aliados del Valle del Río Grande se reunieron para hacer oír su voz durante una vigilia en el domingo por la tarde.

Pancartas en mano, las personas pidieron a la administración Trump que ponga fin a las políticas inhumanas de separar a los padres de sus hijos en la frontera y traumatizar a las familias inmigrantes.

“Todas las familias deben estar juntas”, “Liberación no deportación”, y “El terror no es nuestra política”, se leía en algunas de las pancartas los participantes mostraban en apoyo a la unificación familiar de niños y padres indocumentados.

“Este es un momento en el que podemos y debemos aparecer y demandare el fin de esta política cruel.

Donald Trump puede hacer que eso suceda de inmediato, esto no requiere un acto del Congreso, puede hacerlo hoy mismo en el Día del Padre y exigimos que lo haga”, dijo George Kohl, de la organización People´s Action.

Varios grupos se hicieron presentes durante la vigilia que tuvo lugar frente al centro de procesamiento de ICE, incluida la Alianza Nacional de Trabajadoras Domésticas, United We Dream, ACLU, America´s

Voice, People´s Action, Women´s Refugee Commission, Faith in Action, Women´s Refugee Commission, La Unión Del Pueblo Entero, A Resource in Serving Equality y NETA.